Aire puro en la Sierra de Béjar

Aire puro en la Sierra de Béjar

Béjar3

A dos horas de Madrid, entre las provincias de Salamanca, Ávila y Extremadura, se levanta la Sierra de Béjar, donde los amantes de la nieve pueden encontrar la estación de esquí La Covatilla. Abrió sus puertas al público en 2001 y cuenta con 73,82 hectáreas esquiables, que se reparten entre 31 pistas niveladas.

Las cotas máximas alcanzan los 2.369 m de altitud y es una opción ideal para esquiadores con nivel medio, ya que la mayoría de las pistas son rojas (19) y azules (11). Para los debutantes hay tres pistas verdes, con una anchura media de 50 m y un desnivel de menos de 30 m.

Los amantes del snowboard están de enhorabuena porque recientemente han incorporado a la estación un «snowpark» de 7.500 m2. Está equipado con cajones, barandillas y saltos de nivel avanzado, sólo aptos para los más valientes.

Entre los servicios generales de la estación, destaca la escuela de esquí y de snowboard con 40 profesores profesionales, un servicio de alquiler de esquipos, una guardería, ideal para las familias que viajen con niños pequeños.

Relax y turismo en la zona

Después de la jornada de esquí o snow, puedes relajarte en el balneario romano de Baños de Montemayor y disfrutar de las ventajas de las aguas termales. Si prefieres aprovechar para hacer turismo, puedes visitar ciudades monumentales como Béjar (a 18 km) o Hervás (45 km); o conjuntos histórico-artísticos como Candelario, La Alberca o Miranda de Castañar. Un poco más lejos, a aproximadamente 80 km, se encuentra Salamanca, ciudad Patrimonio de la Humanidad desde 1988.

COMPARTIR

SIN COMENTEARIOS

DEJAR UNA RESPUESTA