Toledo, la ciudad del mazapán

Toledo, la ciudad del mazapán

ánguila_mazapán
Ánguila de mazapán CC Flickr: Manuel

Si por algo es conocido Toledo, gastronómicamente hablando, es por su mazapán. Una tradición centenaria que le llevó a conseguir en 2002 la categoría de Indicación Geográfica Protegida. Este dulce navideño se puede comprar prácticamente durante todo el año en cualquiera de las múltiples pastelerías y confiterías de la ciudad, aunque cuando es realmente típico consumirlo es durante los meses de diciembre y enero . Su masa fina y compacta resulta de la mezcla o amasado de almendras crudas, peladas y molidas, con azúcar de distintas clases. Esta masa además se emplea como base de una variada serie de dulces típicos toledanos, como la pasta para sopa de almendras, las empiñonadas, las marquesas o las anguilas de mazapán.

mazapán
Mazapán CC Flickr: Receitasparatodososdias

El nacimiento exacto de este dulce es incierto, se cree que sus predecesores son los dulces de almendras que trajeron los árabes tras la conquista de la cuenca Mediterránea. Se sabe que ya en el año de 1.085, cuando Alfonso Vl reconquistó Toledo, existía una comunidad mozárabe que tenía la costumbre de reunirse en Navidad para tomar una pasta de almendra con azúcar, pero no fue hasta el siglo XIII cuando aparece el término mazapán de forma expresa. Un año clave para este dulce fue el 1577 cuando el cocinero real Ruperto Nola redactó un libro con las recetas y fórmulas de la preparación de este dulce. En la ciudad Toledo en el siglo XVII el mazapán y los dulces cobraron tanta importancia que se llegó a formar un gremio que bajo una ordenanza dictó las principales formas para elaborar dulces. Durante los siguientes 200 años el mazapán se mantuvo como un dulce fundamental dentro de las confiterías toledanas y con la llegad del ferrocarril y los primeros libros de viajes en el siglo XIX cobró aún si cabe más protagonismo y su prestigió se extendió por el resto de España. A día de hoy este dulce sigue siendo insignia de la localidad y su fama ya tiene tiene tintes internacionales.

Si piensas conocer los orígenes de este dulce y comprar una cajita para disfrutar en casa, durante todo el mes de diciembre la ciudad acogerá una completa agenda de actividades y eventos de Navidad para adultos y niños, por lo que realizar una escapada a Toledo esta época del año puede ser una muy buena ocasión para conocer la ciudad y disfrutar de su amplia oferta cultural.

 

 

 

COMPARTIR

SIN COMENTEARIOS

DEJAR UNA RESPUESTA