Paraísos asturianos: Luarca y la Playa de Otur

Paraísos asturianos: Luarca y la Playa de Otur

Luarca
Esta imagen tiene licencia CC en el Flickr de Paul Wilkinson

¡Cómo nos encanta descubriros lugares para que paséis vuestras vacaciones! Sobre todo porque muchas veces son sitios desconocidos para la mayoría y guardan fantásticos paisajes, rutas increíbles para conectar con la naturaleza o calas y playas recónditas donde desconectar en la más absoluta tranquilidad.  ¡Coged las maletas y preparaos, que nos vamos a la Playa de Otur y a Luarca, en Asturias!

Una villa de pescadores

Conocida como la Villa Blanca de la Costa Verde, Luarca tiene un gran puerto pesquero, lo que hace que abunden en la localidad los barrios de pescadores como la Pescadería o el Cambaral. Algunos de los monumentos históricos del municipio que merece la pena visitar son la Casa de los Marqueses de Gamoneda o el Palacio de los Marqueses de Ferrera.

Luarca presenta también una gran variedad de actividades de ocio nocturno, pero si preferís más tranquilidad es el momento de visitar la Playa de Otur.

La Playa de Otur

 

Playa de Otur
Esta imagen tiene licencia CC en el Flickr de Tuscasasrurales

Se trata de un arenal limitado por dos arroyos que está ubicado dentro del paisaje protegido de la costa occidental. Con cerca de seiscientos metros de costa, la Playa de Otur es frecuentada por turistas en la época estival tanto por su belleza como por la comodidad de accesos que presenta y su proximidad a la villa de Luarca.

Una buena opción para disfrutar de la familia o de la pareja son los conciertos que organiza todos los fines de semana el camping Playa de Otur, situado sólo a seiscientos metros del mar: tienen programadas actuaciones musicales de jazz, soul, folk y rock hasta final de agosto. Buenos conciertos, fascinantes playas y una región que enamora. ¿Se puede pedir más?

COMPARTIR

SIN COMENTEARIOS

DEJAR UNA RESPUESTA