Gandía, la ciudad que nunca duerme

Gandía, la ciudad que nunca duerme

SONY DSC
Esta imagen tiene Licencia CC en el Flickr de M Moraleda

No se puede negar que la costa levantina es un destino muy atractivo para una gran cantidad de turistas nacionales e internacionales, que muchos veranos cogen sus maletas y se desplazan hasta esta zona para pasar sus vacaciones en los meses de más calor del año. Uno de sus destinos preferidos es Gandía, en la provincia de Valencia.

Cuando llega el otoño, Gandía pierde dos tercios de su población, pues muchos de sus efímeros habitantes regresan a sus ciudades de origen para volver a una rutina diaria muy diferente: la de la vuelta al trabajo. Sin embargo, todavía quedan muchas actividades por hacer en esta localidad valenciana ahora que se acerca el invierno.

Gandía monumental

Gandía es mucho más que playa, y una prueba de ellos es su rico patrimonio. Antiguamente Gandía estaba rodeada por una muralla, que desaparecieron a finales del siglo XIX quedando hoy tan sólo tres torres que hay entre el colegio de las Escuelas Pías y el río, el Torreón del Pino y la Torreta de la calle de Pérez de Culla.

La iglesia gótica de Santa María es otro de los monumentos que destacan en esta localidad valenciana, un templo que albergó algunas obras valiosas destruidas durante la Guerra Civil. Además, posee dos puertas góticas: la de Santa María y la de los Apóstoles.

Otro lugar cargado de historia es el Palacio Ducal de Gandía, lugar que fue en su día propiedad de los Borgia y considerado una de las mansiones señoriales más importantes de la Corona de Aragón. En su interior se encuentra la habitación de Francisco de Borja, comnservada prácticamente tal y como estaba en aquella época.

Nacido en Gandía
348155520_b66b7f29b2_o
Esta imagen tiene Licencia CC en el Flickr de Baptiste Pons

Existe en la gastronomía de esta ciudad un plato que destaca por encima de los demás: la fideuà, un plato marinero originario de estas costas. Se realiza en una paella y sus ingredientes son parecidos a los del arroz a banda, ya que contiene rape, sepia, calamar, gambas o cigalas, entre otros productos del mar, además de los fideos de pasta.

Gandía es la cuna de la fideuá, por lo que anualmente se celebran un gran concurso para encontrar al mejor cocinero de este plato típico.

El arroz al horno y las cocas de maíz también forman parte de la gastronomía típica de la zona.

¡Destápate en Gandía!

Gandía también es famosa por su vida nocturna, sobre todo en la zona de playa, en la que hay muchos bares, restaurantes y pubs donde elegir.

Sin embargo, hace unos tres años se creó Destapa’t (Destápate), una iniciativa para promover el ocio en el centro de la ciudad en el que un grupo de bares ofertaban diferentes tipos de tapa y bebida a precios económicos los jueves por la noche.

Esta idea tuvo tanta acogida que se ha adaptado y otros barrios de la ciudad la realizan todos los viernes. Unas iniciativas que hacen que Gandía sea uno de los municipios con mayor vida nocturna de toda la costa Mediterránea.

COMPARTIR

SIN COMENTEARIOS

DEJAR UNA RESPUESTA